25 mar. 2012

Y a pesar del tiempo, existo.

Podría llamar a este texto, rompiendo reglas... que se quede así en crudo, como fue saliendo, hilándose entre sueño y sueño. Entre Déjà vu y misterio.


Camino, vagando entre escaleras de luz. De vez en cuando me atormenta el dolor.
Arrastro aún los grilletes de vidas pasadas. A veces  mi alma encuentra el acero
de los barrotes que la encarcelan.Me veo entre largos pasillos abriendo puertas de cristal,
entre escaleras de teatro y cine, escenarios que cierran y abren.

Vuelvo a comprar el boleto,
me encamino de nuevo al pasilloinicia la película una vez más.

Estoy aquí,  en la butaca mirando de frente mi vida repasando momentos entre polvo y sudor.
Una vez más salgo andando el pasillo,afuera, una gran fila espera entrar al espectáculo de luz y color.
Nada como el aire que suelta mi cabello,como la libertad de caminar,de Ser, estar en el sendero.
Estoy en un parque de diversiones dispuesta a disfrutar y sonreír.

Szív Márquez