22 jun. 2013

Fotografía.


Un día cerré los ojos
buscando desligar de la memoria el recuerdo.
Entre el tintineo y la luz verde que rodeaba el espacio
encontre tu rostro sonriendo.
Atrapé esa alegría bajo la cornisa de cristal,
escuché un rugir de olas.
Tu voz leía poemas para mi.
La estampa quedó ahí, en algún punto del planeta.
Después un silencio color suspiro inundó el mundo de azul.
Abrí los ojos, el mar cubría mis pies...
en la arena, tus huellas...

Szív Márquez.
 

16 jun. 2013

¡FELÍZ DÍA DEL PADRE!



Un día, en la claridad de un río descubrí que soy tu voz desplegando
el gusto por la poesía y la danza,

miré mis ojos y te encontré en ellos ávido de lecturas y estrellas.
He sorprendido al oído deleitándose con los arrullos del violín y la guitarra.
Ahora comprendo: El camino al universo es ir revelando las huellas que has dejado
para mi bajo el sol o la lluvia.
¡Te amo Papá!

 Szív Márquez