31 ago. 2016

Minificción

Observó cuidadosamente un vaso de agua transparente mientras recordaba los sucesos de la última semana. Ahí, dentro del vaso vislumbró una pequeña embarcación que flotaba tranquilamente, sin pensarlo sus manos comenzaron a mover el vaso primero de forma suave, luego de forma enérgica. "Curiosamente podemos controlar tranquilamente un barco enmedio de una gran tormenta". El diminuto barco logró mantener el equilibrio y al dejar reposar el vaso, desapareció. 


Szív Márquez
Publicar un comentario